Los SI y los NO para comprar propiedades en España

Para empezar, lo que debemos hacer al comprar una propiedad en España es siempre tratar de buscar un agente inmobiliario de buena reputación, con una asesor inmobiliario es posible empezar a conocer la oferta de propiedades en España.

Luego hay que orientarse muy bien sobre los requerimientos del mercado inmobiliario español y averiguar que garantías de calidad ofrece para los consumidores y posibles compradores de propiedades. Sin duda alguna, los abogados especializados en derecho inmobiliario conocen el mercado español y las reglamentaciones gubernamentales necesarias para hacer transacciones de este tipo  de manera correcta.

Esencial, a la hora de hacer un negocio de propiedad con un agente inmobiliario, se debe solicitar su licencia de funcionamiento y su registro frente a las entidades locales reguladoras. No se puede confiar ciegamente en cualquiera que diga que conoce profundamente el mercado inmobiliario español

Siempre tratemos de utilizar agente local específico de la zona donde vamos a invertir nuestro dinero, por ejemplo, si vamos a comprar una vivienda de lujo, con seguridad, la mejor opción sería buscar los servicios de una firma de abogados expertos en temas inmobiliarios, que conozca y se mueva en la zona de España en la que se quiere invertir en propiedades.


En el caso de no poder estar presente para la negociación, se puede utilizar siempre un abogado. Sin importar el idioma o la precedencia los abogados en España están dispuestos a realizar todos los trámites pertinentes para comprar una propiedad en cualquier lugar de España. Son profesionales altamente calificados que conocen muy bien lo que hay que hacer para realizar una buena y segura inversión.

Por su parte, lo que no debemos hacer es no tratar de buscar demasiada información del agente. Apreciar que ellos están allí para consultar que nosotros podamos consultarlos, con el objetivo de encontrar la correcta propiedad. Una agencia inmobiliaria nos ayuda a determinar las mejores opciones de propiedades que se tienen y a determinar cuál de ellas se adapta mejor a nosotros.

Nunca entreguemos el dinero sólo hasta que haya sido celebrado el contrato entre compradores y vendedores. Todos los contratos deben ser en español, para que sean legales ante las entidades locales, si es necesario, con una traducción exacta en Inglés o al Alemán para las personas que no hablan español. En el contrato se esbozará la forma en que el depósito debe ser pagado y tendrá instrucciones claras cómo la compra / venta se llevará a cabo, bajo la ley española.

Comentarios

Entradas Populares